Existen numerosos estilos y diseños de lavabos de baño disponibles en el mercado hoy en día, que van desde lavabos de pedestal tradicionales hasta lavabos de inserción contemporáneos y elegantes. Sin embargo, una de las principales tendencias del mercado actual es la cuenca semi empotrada, que ha seguido ganando popularidad en todo el mundo.

Aunque todos los diseños y estilos de lavabos tienen sus ventajas y desventajas, que van desde cuestiones prácticas hasta cómo estos diseños encajan dentro de un estilo particular o diseño interior de un baño, no hay nada como un lavabo semi empotrado para aquellos que buscan un estilo de cuenca único en su hogar; Estos son algunos de los principales beneficios de uno de estos modelos.

El primer atributo de los lavabos semi empotrados es que tienen un estilo excepcional, por lo que son tan populares en todo el mundo hoy y son ampliamente utilizados por los diseñadores de interiores que buscan crear un baño de aspecto increíble. La razón de esto es que estos sumideros solo sobresalen parcialmente de la superficie en la que se colocan, a diferencia de las cuencas empotradas o de encimera.

Esto da como resultado algo que está a medio camino entre los dos, y también sobresale del borde de la encimera. Esto crea un aspecto muy único e interesante que funciona excepcionalmente bien en baños modernos como una característica de estilo.

De hecho, el hecho de que el diseño de estos fregaderos sea tan llamativo significa que a menudo son excelentes centros de mesa para cualquier baño, y son una excelente opción en algunas situaciones. Esto puede incluir cuando tiene una habitación más pequeña y mínimamente decorada que necesita un toque de estilo, o en un baño muy contemporáneo que tiene muchas características innovadoras y cautivadoras.

Por supuesto, este tipo de lavabo viene en una amplia gama de materiales, formas y tamaños, lo que significa que a menudo es posible encontrar algo que se adapte perfectamente a su diseño interior. A pesar de que este es un aspecto muy moderno, los fregaderos de cerámica en este estilo aún pueden verse bien en un hogar rústico o más tradicional cuando se combinan con otros materiales de aspecto natural y formas simples.

La ventaja de este tipo de sumideros es que son muy prácticos por varias razones. Una de ellas es que sobresalen ligeramente de la encimera, lo que puede hacerlas más accesibles para los niños. También son más fáciles de limpiar alrededor y debajo de un lavabo que está completamente insertado o incluso colocado encima de un mueble de baño.

Hay otro elemento práctico y es que este tipo de lavabo a menudo se puede colocar en la encimera más estrecha, lo cual es ideal para baños comunales donde solo un tipo de & # 39; estante & # 39; Se requiere que las unidades de fregadero completo. Esta encimera mínima es un gran ahorro de espacio para entornos mucho más pequeños, pero también brinda más superficie para trabajar que con los sumideros colgados en la pared.

Un beneficio final de la cuenca semi empotrada es que estos diseños son a menudo muy fáciles de instalar y llevar a cabo, aunque a menudo se recomienda contratar a un profesional para hacer esto debido al proceso único de diseño e instalación que Estas cuencas necesitan. Si está pensando en invertir en uno de estos diseños, busque asesoramiento profesional para obtener los mejores resultados.

Aunque hay muchos estilos de cuenca que tienen sus puntos positivos y sus puntos negativos, este estilo particular de cuenca a menudo es codiciado por aquellos que desean unir un diseño y estilo únicos en su hogar. Estos fregaderos también son extremadamente prácticos, ahorran espacio y son mucho más fáciles de limpiar e instalar que otras opciones populares en el mercado actual.