Este profesional es el que generalmente supervisará a los equipos de pintura cuando pintan un negocio o una casa residencial. Algunos de los roles que tiene un supervisor de pintor incluyen:

• Verificar para asegurarse de que todas las áreas que no se van a pintar estén enmascaradas para que no entre pintura en estas áreas
• Asegúrese de que la pintura se mezcla correctamente y luego se aplica correctamente
• Asegurarse de que su equipo tenga la pintura y los suministros necesarios para completar el trabajo
• Llevar los suministros y la pintura al lugar de trabajo para el equipo.
• A veces, el supervisor del pintor incluso transportará a la tripulación al sitio de trabajo o un miembro de la tripulación a un sitio de trabajo donde se necesita una pequeña reparación o retoque.
• También son los que generalmente examinarán el trabajo de pintura una vez que esté terminado para aprobar el trabajo y firmar la factura indicando que el trabajo está completo.
• Programación de las cuadrillas para trabajar en los diferentes sitios y trabajos
• Capacitación de nuevos trabajadores

En general, la pintura es el último paso en cualquier cambio de edificio o habitación. La pintura tiene la capacidad de cubrir u ocultar cualquier error cometido durante los otros pasos de remodelación o renovación, pero si hay errores al pintar, puede ser difícil cubrirlos. Durante la pintura, el supervisor de pintura comúnmente probará la pintura para asegurarse de que se mantenga mezclada correctamente y que se vea muy bien en las paredes. Si hay goteos o salpicaduras, dejarán que la tripulación ahora se encargue del problema.

Cuando se pinta el exterior de una casa o negocio, es responsabilidad del supervisor asegurarse de que todos los arbustos, parterres y arbustos estén protegidos adecuadamente contra cualquier goteo o salpicadura de pintura. Las entradas, los escalones del porche y las aceras también deberán protegerse. Durante este tiempo, si el cliente tiene una pregunta específica o la tripulación encuentra un problema, acudirá al supervisor del pintor. Otros problemas de los que se ocupan son los problemas con la garantía del cliente y el repintado o retoque de cualquier área que el cliente solicite.

Para convertirse en un contratista pintor, es importante que tenga la experiencia de trabajar como pintor, ya que cualquier tipo de experiencia es útil. Debe dedicar tiempo a aprender cómo funciona el proceso de pintura, mantenerse al día con las últimas tecnologías y técnicas nuevas en pintura, y trabajar como parte de un equipo de pintura para obtener la experiencia que necesita. También debe demostrar que tiene las habilidades de liderazgo necesarias para hacer cosas como limpiar antes de que se le pida que lo haga.